IRRESISTIBLE VOLVO S90

La nueva apuesta de Volvo se verá en la feria de Detroit en enero. Pero el nuevo modelo, S90, ya ha sido mostrado en fotos. Es espectacular por su diseño, inspirado en el XC90 y que se convierte en una nueva opción de grandes berlinas en el mercado. Mide 4,96 metros de largo. En el interior, el cuadro de mandos digital y una pantalla central tipo tablet de nueve pulgadas permite controlar la climatización, el navegador y la radio, entre otros, gracias al sistema SENSUS, que permite conexión a internet y compatibilidad con Apple Carplay. A todo esto se suman extras como los asientos de piel de vaca nativa de Suecia, el audio de Bowers & Wilkins o el pomo del cambio de cristal de la firma Orrefors, un especialista con mucho caché.

Entre las innovaciones tecnológicas que podrá incluir está el Pilot Assist, un asistente que mantiene el coche en el centro del carril gracias a una cámara que mide la distancia y realizada pequeñas correcciones en el volante, lo que supone un pequeño paso hacia la conducción autónoma. También se incluye una nueva función para el City Safety, el programa de detención automática del vehículo en caso de atropello, que permite identificar en la calzada a animales de gran tamaño como caballos o vacas para realizar una frenada de emergencia.

En cuanto a motores, el Volvo S90 incluye uno de 2.0 de cuatro cilindros superalimentados y propulsor eléctrico que ofrecen más de 400 CV de potencia y un consumo medio inferior a los 3 litros a los 100. La versión más alta de la gama será el T8 híbrido enchufable; el motor gasolina de 320 CV se asocia a uno eléctrico de 7 CV; en total, 407 CV, que se distribuye a las cuatro ruedas a través de un cambio automático de ocho marchas. Según Volvo, consume 1,9 l/100 km y emite 44 g/km de CO2.